Blog

HomeBlog4 claves fundamentales que todo buen restaurante debería cumplir

4 claves fundamentales que todo buen restaurante debería cumplir

Los negocios de hostelería siempre son una gran opción: a todos nos gusta salir a comer o a tomar algo en buena compañía. Una de las premisas fundamentales a la hora de abrir un restaurante es la elección del local, supone un punto de inflexión en cuanto a las expectativas de éxito para este tipo de locales. Pero, hay muchas otras cuestiones que influirán en la marcha de esta nueva andadura empresarial. El equipamiento para la cocina y la sala intervendrán en el servicio prestado. Por ejemplo, un carro de servicio de hostelería siempre es de gran ayuda para el personal del establecimiento.

En Carttec somos expertos en equipamiento básico para este tipo de negocios, así que podemos asesorarte sobre los elementos fundamentales que serán necesarios para cosechar éxito en la gestión de tu negocio. En esta entrada vamos a destacar algunas de las claves que no deberás perder de vista al abrir tu negocio.

  • Localización: La ubicación de nuestro establecimiento es una cuestión de peso para determinar cómo será el desarrollo de la actividad productiva. En una zona con un tránsito elevado siempre es la mejor opción para la localización de nuestro negocio. La presencia de usuarios en las inmediaciones del establecimiento es sinónimo de clientes potenciales para el restaurante. Los accesos al local deberán ser claros para que los viandantes lo relacionen y lo tengan en cuenta.
  • Operatividad: La funcionalidad del establecimiento es una cuestión esencial, que puede repercutir (y mucho) en la calidad del servicio prestado. Que la cocina se encuentre en otra planta distinta a la sala es un problema a la hora de gestionar las comandas, restando rapidez y efectividad al servicio. Contar con las herramientas más adecuadas como los carros de servicio de hostelería o los carros de cocina son la mejor opción para sostener los platos y llevarlos de un lugar a otro durante el servicio.
  • Materiales: Como ocurre con otro tipo de negocios, habrá que realizar una inversión importante al principio, por lo que es normal optar por la estética en lugar de por la operatividad o de la calidad de los materiales. Lo cual constituye un gran error, ya que al final es una pequeña inversión más que se traducirá en un mejor funcionamiento del servicio y en una experiencia más satisfactoria para el cliente. Si el restaurante marcha bien la inversión se amortizará en un corto período de tiempo.

Written by

The author didnt add any Information to his profile yet

Leave a Comment